El éxito en la recuperación de la construcción en superficie es una buena noticia para los perforadores

21 de mayo de 2015

A medida que la industria de la construcción se recupera de la recesión global, los contratistas de perforación están descubriendo que la última tecnología es de mucha ayuda para cumplir la demanda creciente de materiales

Hay pocas industrias que hayan sufrido tanto la recesión global como la construcción. La falta de confianza en los mercados financieros hizo que innumerables proyectos de construcción de los sectores privado y público se detuvieran, y numerosos planes de renovación urbana se guardaran en un cajón. En la actualidad, muchos de esos proyectos se han puesto en marcha y el futuro pinta mucho mejor. En la Unión Europea, Reino Unido destaca como un ejemplo típico. Allí, la construcción de nuevas redes de carreteras y ferrocarriles está viviendo máximos históricos y muchos otros proyectos son imparables. Estas son buenas noticias para los propietarios de canteras y los contratistas de perforación y voladura, muchos de los cuales se están equipando con la última tecnología de perforación en superficie para cumplir con la demanda creciente de áridos y otros materiales relacionados con la construcción. Como prueba de esta tendencia, Atlas Copco ha registrado un número récord de entregas en el Reino Unido de sus equipos de perforación SmartROC y FlexiROC, que son soluciones líderes de su clase para una productividad, una flexibilidad y una sostenibilidad máximas.

Tecnología más inteligente

Una empresa que está accediendo a los últimos desarrollos en perforación para construcción en superficie de alta tecnología es BAM Ritchies (parte de la empresa holandesa Royal BAM), la empresa contratista de perforación y voladura más grande del país. BAM Ritchies tiene su sede en Glasgow (Escocia), cuenta con unos 400 empleados y opera una flota de 60 equipos de perforación con los que ofrece perforación para investigación del emplazamiento, perforación geotécnica y perforación de barrenos de voladura. La mayoría de los equipos de perforación de barrenos de voladura de la flota están suministrados por Atlas Copco y, el año pasado, estos produjeron aproximadamente 41 millones de toneladas de áridos de una gran variedad de canteras. Entre los clientes de BAM Ritchies se encuentra Yeoman Aggregates, operarios de la supercantera de Glensanda, en la costa oeste de Escocia, donde tienen en funcionamiento una gran variedad de equipos de perforación de Atlas Copco, incluido un SmartROC C50 adquirido recientemente. "Fuimos los primeros del Reino Unido en adquirir este equipo de perforación y hay un motivo importante para ello", afirma Ian Christie, Director de perforación y voladura, un contratista veterano con 37 años de experiencia. "Como la empresa de perforación y voladura líder del Reino Unido, nos enorgullece poder ofrecer a nuestros clientes la mejor tecnología disponible, y esta la ofrece en la actualidad el SmartROC C50. Este equipo de perforación representa un enfoque totalmente nuevo ante el trabajo, pues lo hace más sencillo, rápido y barato".

Ojos en la niebla

Christie afirma que le gusta especialmente el GPS y los sistemas de navegación entre barrenos del equipo de perforación, que permiten al operario ubicar automáticamente el punto de perforación correcto en cualquier condición climática. "En las condiciones costeras neblinosas y nublosas de Glensanda, esta función es muy útil", afirma. En cuanto a la eficiencia, Christie añade: "Lo más importante en la actualidad es hacer las cosas solo una vez y no tener que esperar a la voladura antes de reubicar el equipo de perforación hasta la siguiente ubicación del barreno. El SmartROC lo hace bien a la primera y, aunque solo lo hemos usado durante ocho meses, ya podemos ver que es una gran ventaja". El sistema de navegación entre barrenos (HNS) del equipo de perforación también reduce el riesgo de error, pues no se tienen que marcar manualmente las posiciones de los barrenos, lo que a su vez reduce el tiempo de planificación in situ. Además, el SmartROC C50, que utiliza el sistema COPROD, ofrece una calidad de barrenos consistente y garantiza a la empresa que puede suministrar a Glensanda el producto árido especificado.

Gran mejora de COPROD

"Este equipo perfora entre 250 y 300 metros al día en Glensanda, en la roca compuesta por granito y sílice", afirma Christie. "Eso es lo mismo que obtenemos con el ROC L7 CR (ahora FlexiROC T50), pero la diferencia es que, con el SmartROC C50, el sistema COPROD funciona mucho mejor si se tienen en cuenta todos los parámetros: longevidad, velocidad de penetración, etc.". Además, Christie afirma que también está recibiendo buenos comentarios sobre otras características destacadas del equipo de perforación, como sus controles sencillos, la cabina con calefacción y cómoda que hace más agradable la vida de los operarios que trabajan bajo el clima escocés y, por último pero no menos importante, los costes de funcionamiento más bajos. Confirma que el SmartROC C50 utiliza aproximadamente un 30 % menos de combustible, lo que supone un ahorro importante. La formación de los operarios para usar el equipo de perforación de nueva generación no ha supuesto problemas, aunque Christie afirma que es un "gran paso adelante". "Como es normal, el hecho de pasar de un equipo de perforación robusto a algo que es más parecido a conducir un coche moderno ha puesto algo nerviosos a nuestros operarios, pero estamos felices de aceptar el desafío de dominar la tecnología, pues podemos ver las ventajas que nos proporciona". Lea la historia completa en la revista online Mining and Construction.

2015 Minería de superficie y canteras